lunes, 21 de mayo de 2018

Preparando Emociónate, última sesión

Qué difícil saber que tengo entre mis manos la preparación del fin del Taller Emociónate...

Estoy intentando elegir cosas que puedan gustarles muchísimo, quiero que se vayan con buen sabor de boca, que sea una sesión para emocionarnos, para compartirla, para vivirla juntos...Espero no dejarme nada importante en el tintero, eso me dolería mucho. 

A estas alturas todavía estoy eligiendo, entre un abanico muy amplio, qué puede ser mas adecuado y más efectivo para un momento así. Quizá muchos no entendáis por qué es tan importante un taller que doy una tarde a la semana en el cole. No es fácil explicarlo, solamente os puedo decir que es una semilla que en septiembre de 2017 (aunque el taller comenzó un mes después) puse con mucho mimo. La he cuidado lo mejor que he podido y, dé o no frutos, estoy feliz de poder haber hecho realidad un proyecto así, que ya llevaba rondando mi cabeza un tiempo.

Sigo siendo una defensora a ultranza de la educación emocional y, por supuesto, de darle un "cachito", un hueco en el tiempo que invertimos en los coles en la educación de las generaciones futuras. Aunque esta vez le haya dado un espacio, un sitio concreto, he tratado las emociones cada día, en cada ocasión que me ha parecido que mis alumnos lo necesitaban. Y eso no quiere decir que no me preocupe la parte académica, ni mucho menos, pero aprender Lengua, Mates o lo que sea, debería ser compatible con saber qué es lo que sentimos, qué sienten los demás, cómo reconocer todo lo anterior y ya, puestos a pedir, tener algunas ideas, a un nivel muy sencillo, de cómo empezar a gestionar nuestras emociones.

En este mismo cole, el CEIP Beatriz Galindo, o en otro destino, este taller puede tener una segunda parte, o más, pero eso es ya ir muy lejos. Voy a vivir el ahora, el presente, prefiero conformarme con seguir seleccionando todo lo que me gustaría hacer realidad en esta última sesión del miércoles 23. Creo que para ganar hay que arriesgarse y, aunque este taller me ha dado algún que otro palo, me llevo muchos detalles que, para mí, hacen que sea inolvidable. 

No quiero adelantar nada del contenido del capítulo 26 de Emociónate, ojalá no decepcione a ninguno. Cruzo los dedos para que vengan los siete, mis siete.

Para ir calentando motores, Rosana nos recuerda algo imprescindible, "Soñar es de valientes." Y así estoy, tejiendo sueños, recuperando ilusiones, bordando historias plagadas de emociones (ajenas y propias)... Que viva la vida.

miércoles, 16 de mayo de 2018

EMOCIÓNATE día 25: cuestiones FAMILIAres

A veces hay que hacer algo que ayude a concentrarse, como es una de las cosas que más me cueste, lograr que se conecten a lo que vamos a hacer y desconecten de otras cuestiones, esta vez lo intenté con música...Sí, quizá excesivamente infantil, pero también me apetecía que se relajaran un poco.


Como mencioné en la entrada anterior, ayer era el Día Internacional de la Familia y, como no quería quedarme con la espinita clavada de no haber tenido ocasión de tratarlo en el aula, hoy me la he sacado.

Empecé preguntándoles directamente qué quería decir para ellos la palabra familia, directamente, sin anestesia. Después de escuchar sus definiciones, para mí todas eran válidas, vimos las 10 acepciones de la RAE, incluidas en la entrada de ayer. 

Y puse encima de la mesa un "mosaico" con fotos personales que había cogido en mi casa, en las que salía parte de lo que yo considero "mi familia." Hace tiempo les pedí que llevaran algo que para ellos fuera muy especial, pero la mayoría dicen que aquí, en Salamanca, no tienen nada así, sino en su país de origen. No incluyo la foto con las fotos por si a alguien no le apetece que su imagen salga aquí, y está en todo su derecho.

Y hablamos de quiénes formaban su familia, y de los distintos tipos de familia. Parte de lo que contaron me pareció tristísimo, pero no entraré en detalles, es parte de su privacidad.

Después cogí una pelota blanda, pequeña, algo menor que una de tenis. Tenía una hoja con una batería de cuestiones que debía responder "al que le tocara." Podían lanzarle la pelota a quien quisieran, mientras no fuera a la persona que estaba a su izquierda o derecha. A mí también me la podían pasar, pero cuando me la pasaron, le dejé la hoja a una de las niñas para que eligiera qué quería que respondiera. Por si os sirve, os dejo una foto con las cuestiones. En su momento hice este listado para una actividad con alumnos del instituto, y la de quién es tu mejor amigo la considerábamos como pregunta trampa, a la que no había que responder.


Creo que resultó bastante entretenido. De hecho me parece que podríamos haber alargado la actividad.

Para acabar, como me va la marcha, les di media pastilla de plastilina. Les dije que en dos minutos debían hacer, individualmente, una bola, lo más perfecta que pudieran. 






Imágenes propiedad de Raquel Plaza Juan
Cuando acabó el tiempo, pedí un voluntario/una voluntaria, y un niño se adelantó al resto. Intentó echarse atrás, diciendo que yo había pedido voluntarios sabiendo que él iba a decirlo el primero...Pues sí, ya sé que eres muy inteligente, y efectivamente, confiaba en que hablaras el primero, y acerté. Le pedí que se pusiera de pie y le dije que pensara en toda la rabia que tenía acumulada, que se concentrara en esa rabia y que tirase con toda la fuerza que pudiera la pelota a la puerta...Tranquilos que no hubo desperfectos en la puerta. Una de las mariposas que la decora salió malparada, pero me alegré mucho al ver que "sacaba" esa rabia. Es extraño, pero nunca me había alegrado tanto al ver que alguien golpeaba algo. Y roto el hielo, de uno en uno fueron haciendo su jugada. Una niña, que no atinó muy bien, casi me da. Y digo esto porque estoy segurísima que no quería alcanzarme, pero se centró más en la fuerza con la que lanzaba que en la puntería.

Y de esta forma, liberando rabia acumulada, acabó la que muy probablemente haya sido la penúltima sesión de Emociónate. Mira que hay veces que tienes ganas de poner punto y final a ciertas cosas, a otras no, para nada, incluso me duele que esté terminando el tiempo del taller. Justo ahora, que parece que las piezas empiezan a encajar...Qué pena.

martes, 15 de mayo de 2018

La FAMILIA

15 de mayo, Día Internacional de la Familia.

La Real Academia Española de la Lengua (RAE), recoge 10 acepciones distintas del sustantivo "familia," las comparto con vosotros:

familia
Del lat. familia.
1. f. Grupo de personas emparentadas entre  que viven juntas.
2. f. Conjunto de ascendientesdescendientescolaterales y afines de un linaje.
3. f. Hijos o descendenciaEstá casadopero no tiene familia.
4. f. Conjunto de personas que comparten alguna condiciónopinión o tendenciaToda la familia universitaria está deenhorabuena.
5. f. Conjunto de objetos que presentan características comunes que lo diferencian de otrosLa familia de los instrumentos decuerda.
6. f. Cuerpo de una orden o de una comunidad religiosaLa familia carmelita.
7. f. coloq. Grupo de personas relacionadas por amistad o trato.
8. f. Biol. Taxón constituido por varios géneros naturales que poseen gran número de caracteres comunesLa familia de lasrosáceas.
9. f. Chile. Enjambre de abejas.

10. f. p. us. Conjunto de criados de alguienaunque no vivan dentro de su casa.

Qué curioso ¿no? Está claro, y no me lo invento, que si echamos un vistazo a esas definiciones, podemos hablar de muchos tipos de familia.

Y tengo la suerte de conocer a bastantes familias diferentes. A muchas por mi entorno personal. A otras tantas gracias a mi entorno laboral, es lo que tiene ser maestra.

Mi idea era haber hecho "algo" en clase con la excusa de ser 15 de mayo, pero no he tenido ocasión. 

Aprovecho estas líneas para hablar del respeto que debería existir hacia cualquier tipo de familia. Nadie es quién para juzgar las circunstancias de otras personas y cómo viven o con quién. 

Si pienso en mi infancia, por entonces, el "raro" parecía el que era hijo de padres separados o alguno que no tuviera ya papá o mamá. Pero esos eran casos contados, que se salían de lo que había en la mayoría de hogares y que no sé si mucha gente alcanzaba a entender. 

Hoy en día hay una diversidad asombrosa, para bien o para mal, y si me pongo en la piel de los niños, lo tienen muy difícil. Difícil es saber que tuviste un padre/madre que desgraciadamente ya no está, y que nadie te ha explicado con franqueza por qué lo/la perdiste. Complicado es ser conocedor de la existencia de una familia "paralela" a la que prácticamente no conoces, hermanastros incluidos, seguro que alguno de tu misma edad. Incomprensible (porque no nos olvidemos, son niños) darte cuenta que papá y mamá ya no están juntos, y que uno de los dos, con el que tú no vives habitualmente, y a lo mejor al que casi ni ves, no se preocupa por saber qué tal estás, cómo te va en el cole, si tienes pronto un examen o quién es tu mejor amigo/a...O notar o sentir que no te quieren, que no te entienden...Y pongo los puntos suspensivos porque es preferible dejarlo así. A mí se me hace un nudo en la garganta si me pongo en el lugar de muchas "personitas" de todos y cada uno de los centros educativos que son parte de mi camino docente. Qué pena. Y yo haciendo esfuerzos sobre humanos para que aprendan las tablas de multiplicar, traigan los deberes hechos o estudien...

Queridos lectores, TODOS tenéis una FAMILIA, la formen pocas o muchas personas, os unan a ellos lazos de sangre o del destino. Pero sí, sois afortunados porque contáis con ese refugio, no importa el "tamaño." Seguramente cuando las cosas van bien todo es fiesta y no falta gente en él, quizá cuando llegan los nubarrones está menos concurrido, aunque no está vacío. Yo también tengo el mío, y es gloria bendita, porque me mantiene con los pies en la tierra, me ayuda a mirar las dificultades con otra perspectiva, me recuerda que tengo cosas buenas, hace que las buenas nuevas sepan mejor, convierte un rato compartido en algo único y me hace sentir especial. Esto lo digo de manera breve, porque podría escribir una entrada de extensión bíblica solamente para agradecer a mi familia, a los integrantes de mi refugio, lo mucho que me aportan.

Así que, aunque esté a punto de concluir, Feliz Día de la "Familia" a todos. Si en algún momento se cae parte del refugio, no dejéis de levantarlo nuevamente. Si hay que hacer reformas, sin miedo, no pasa nada si alguna habitación se queda vacía y llegan nuevos "inquilinos." Elegid bien los compañeros, si de verdad merecen la pena, nunca lo abandonarán.

Y una canción que me encanta para acabar la entrada...

domingo, 13 de mayo de 2018

Eurovisión 2018

Es un secreto a voces que en otra vida querría ser presentadora de Eurovisión, tal cual. Lo digo totalmente en serio.

Sí, que no parece un concurso de la canción, sino que priman intereses de otra índole, políticos principalmente. A pesar de todo lo anterior, Eurovisión es una cita ineludible en mi agenda, me niego a quedar con nadie la noche de Eurovisión. Disfruto comentándola vía WhatsApp con un par de amigas, y esta vez fue parecido.

Reconozco que, pese a los resultados, es una de las veces que he visto un ramillete relevante que, por distintos motivos, podrían haberse alzado con la victoria.

Mis alumnos saben que, después de ver los vídeos de los distintos países en Youtube, la canción de Israel era la que veía con más opciones de llevarse el gato al agua. Me llamo la atención desde el minuto 0. No pienso que sea la que posea mayor calidad musical ni mucho menos, pero en conjunto me parece una canción muy festivalera, muy eurovisiva, con una representante estrafalaria, que pisaba el escenario con poderío..y encima una letra con mensaje. Así que, curiosamente, el Festival de Eurovisión 2018, lo ha ganado Netta, con su canción Toy, representante de Israel. Me parece que pierde bastante en directo frente al vídeo, pero comparto vídeo de ambos y cada cual que opine lo que quiera.



Eso sí, si la música sirve para acercar fronteras, derribar muros y tender puentes...¡Bienvenida sea!
Como creo en las utopías, quiero pensar que algún día Eurovisión será eso, un verdadero Festival de la Canción, en el que la música sea la protagonista indiscutible, y no otras cuestiones.

No voy a compartir las canciones del top 5 necesariamente, sino las que a mí me han gustado más, por el motivo que fuera.

Me quito el sombrero ante la profesionalidad de la representante de Reino Unido, SuRie, y lo bien que reaccionó cuando un espontáneo irrumpió en el escenario. Lástima que, quizá debido al Brexit, ocupara un puesto tan lamentable. Aunque parezca raro, cantó con mucha más garra tras el incidente.


Y siguiendo por ese breve paseo entre las canciones que más me gustaron, cómo no, el representante austriaco, su voz aterciopelada me encantó. Por algo fue el más votado de los jurados "profesionales." Habría sido más que un digno vencedor del certamen.
Siguiendo con esta vueltecita eurovisiva, hago una parada en los representantes búlgaros, Equinox, con la canción Bones. Me gustó su puesta en escena, y disfruté mucho de las voces y de la energía que transmitían en el escenario. Me habría encantado que ganaran.

Y el último de los participantes que he seleccionado es Moldavia. ¿Por qué? Porque me arrancó más de una sonrisa y eso también es importante. DoReDos entretuvieron, y eso hay que agradecérselo. Aunque su canción me resultaba familiar, no he conseguido recordar con cuál la asocia mi cabeza.


Para acabar como es debido, un agradecimiento a Portugal, la presencia de Salvador Sobral en el escenario junto a Caetano Veloso, fue una auténtica delicia, contuve las lágrimas. Para mí, opinión personal por supuesto, fue lo mejor de la noche, una joya. Dejamos a un lado los fuegos artificiales y otros efectos, la purpurina, las lentejuelas y el postureo. Es como cuando en medio del desierto aparece un oasis. El vídeo tiene las dos canciones que interpretó Sobral. Mi enhorabuena también al pianista, fabuloso. Y Salvador, con "nuevo" corazón, me siguió emocionando igualmente.


Y no, no voy a incluir la canción de España, Tu canción. Teniendo la opción de haber participado con Arde, en la voz de Aitana, llevar el pastelito de azúcar que llevamos, era una locura. Hay canciones que mejoran al escucharlas, con "Almaia" me ha pasado todo lo contrario. Y me pareció que actuaron bien, muy bien, pero es que la canción no hay por dónde cogerla. Existe un abismo entre la calidad vocal de una (Amaia) y otro (Alfred). La puesta en escena, sencillamente paupérrima. Algunos dirán que Salvador Sobral ganó el año pasado sin efectos, sin artificios ni truco alguno, es verdad. Pero Sobral es mucho Sobral, y llenaba el escenario con su carisma, con su alma en forma de canción. Y Alfred y Amaia acaban de salir de Operación Triunfo, los culpables no son ellos, sino los que han decidido ponerlos allí, qué necesidad había.

Pese a todo, para mí fue una de las noches más amenas que recuerdo de Eurovisión. El próximo año más, y espero que mejor.

miércoles, 9 de mayo de 2018

En vez de...

Esta semana no hay crónica de la sesión correspondiente del Taller Emociónate. Por motivos personales (familiares) he tenido que ausentarme tres días del cole y, no he podido hacer el taller.

Así que en vez del resumen, aquí estoy, para dar señales de vida.

VIDA, qué palabra tan bonita.
Qué poco la valoramos a veces.
Qué poco la disfrutamos a ratos.
Y sí, la vida misma se encarga de recordarte lo que de verdad importa.

¿Que qué es eso?
La familia, los amigos, y la mezcla de muchas otras personitas especiales a las que yo denomino "mi gente."

Ellos importan porque sí, porque son ellos. Y que estén bien, en todos los sentidos, es fundamental, al menos para mí. La felicidad compartida parece más felicidad y las lágrimas si no son a solas, se evaporan antes. Y poner mi granito de arena para que sean felices, a mí me hace más feliz, hace que me sienta más viva.

Por supuesto, y para mí siempre es así, mi "trabajo," que tiendo a entrecomillar porque es mucho más que eso, intento ponerle pasión a lo que hago, algunos no lo comprenderán, se resume en...VOCACIÓN. Mantengo que la mía es la "profesión" más bonita del mundo, dicho esto con toda la subjetividad del mundo. Ojalá cada uno pudiera sentir en su trabajo la magia que yo siento en el mío. Esa magia que a veces olvido, pero nunca desaparece.

Y luego el tiempo, el cómo, con quién, dónde...lo gastamos o, siendo más precisa, lo invertimos. Invierto mi tiempo en las cosas que me gustan, que me apetecen, con las personas con las que sinceramente quiero "gastarlo" y en el lugar que sea, porque si la compañía es buena, dónde estemos es completamente secundario.

Diréis que vaya parrafada estoy poniendo, pues lo siento, nadie os obliga a leerlo. Comprended que casi una noche en vela en el sillón (para mí de tortura) de un hospital, da mucho de sí (para bien). Dio mucho de sí, si quito las menos de tres horas que calculo pude pegar ojo, el resto estuve leyendo, escuchando música, oyendo la radio y, a la vista está, reflexionando.

Definitivamente, este mundo es de los valientes. Y vosotros, los que a estas alturas seguís leyendo esto, seguramente lo seáis por alguna buena razón. Valientes por afrontar las pérdidas.
Valientes por seguir adelante pese a la adversidad.
Valientes por no tirar la toalla.
Valientes por plantarle cara a vuestros miedos.
Valientes por llorar cuando la situación os sobrepasa, y por secaros las lágrimas a una velocidad pasmosa.
Valientes por compartir lo que os quita el sueño.
Valientes por contar lo que queráis sin tabúes.
Valientes por seguir luchando sin colgaros medallas.
Valientes por levantaros las veces que haga falta.
Valientes por...¡Vivir!

(Este texto podría haberlo alargado mucho más, hasta que en términos matemáticos, tendiera a infinito, pero tranquilos, no lo haré).

UN INCISO: GRACIAS. Lo mejor que tengo en esta vida son las PERSONAS, las que me quieren (y a las que quiero) y me lo demuestran cuando lo necesito.

Y como esta vez he elegido hacer un pequeño y muy humilde homenaje a la vida, la canción estaba clara: ¡CELEBRA LA VIDA! ¿Te apuntas?



domingo, 6 de mayo de 2018

Con las madres en el corazón

Iré al grano. He escrito esta entrada para FELICITAR a todas las madres que conozco y a cualquiera de las que lo lea y lo sea. Por supuesto, para cada uno de nosotros la nuestra es la más importante, así que, con todo el amor del mundo, para la mía las felicitaciones un poquito más fuertes.
Fuente: Pinterest
Entre las más recientes, mención especial para mis queridísimas Adela y Mayte, que lo celebran por primera vez con su rey y su reina, respectivamente, en sus brazos. Qué suerte tienen Alán y Lucía.

Felicidades porque sois el principal pilar de este mundo, el que nunca deja que nos hundamos y al que le quitan el sueño nuestras preocupaciones y/o problemas. GRACIAS a las mamás por ese amor incondicional e infinito que profesáis hacia los hijos, vuestros hijos. Gracias por esos esfuerzos ilimitados para vernos o hacernos felices. Todo lo que ponga aquí, sé que no será suficiente y me quedaré corta, muy corta.

Disfrutad de todos esos momentos que compartís con vuestros retoños, que siempre lo serán, tengan la edad que tengan.

Y a los hijos e hijas, abrazad cada día a vuestras madres, porque os hayan parido o no, seguro que sí os han dado la vida. Pensad en aquellos que desafortunadamente no las tienen ya a su lado, aunque sigan presentes en sus corazones.

Además, para las madres futuras, que tienen la ilusión de serlo algún día por un camino u otro, ánimo, vuestro bebé futuro será vuestro tesoro.

Y para las madres que no lo son pero ejercen como tales con alguien, feliz día también. 

Circulando por las redes hay una cantidad ingente de artículos o referencias al día de hoy. Por pellizcarme el corazón, comparto sin dudarlo este artículo, Mamá: Patrimonio Emocional de la Humanidad, escrito por el psicólogo infantil Luis Aretio. Una vez más, gracias Luis por esa exquisita sensibilidad que derrochas por todos tus poros.

Imagen de http://www.upsocl.com


Y he editado esta entrada para incluir el vídeo que me ha mandado una amiga...¡Gracias Soraya!
¡Haced pasillo!